No es una dieta, ni un plan de adelgazamiento. La sopa quemagrasas (como generalmente se la denomina), es una medida de urgencia para eliminar tóxinas, líquidos retenidos y de paso, bastante volumen y grasa, pero se trata de mantenerla solamente siete días y no más. Tras esos siete días, se aconseja comer sano y si se quiere, se puede repetir pasados quince días, o una semana como mucho para acelerar un poco más la pérdida de peso que se está consiguiendo.

sopa-quema-grasas

¿Quieres Saber Más? Sigue Leyendo… Recuerda Compartir Esto Con Tus Amigos.

Tambien te interesará: