Si tus hijos sufres constantemente de tos, hoy tenemos una solución natural que ha sido usada durante años como un efectivo tratamiento para curar desde catarros, congestión y resfriados. Este remedio consiste en una compresa a base de miel, la cual es muy efectiva para tratar a los más pequeños de la casa.

Por eso, veras como puedes aplicar este eficaz remedio usando la miel, para arrancar desde el moco hasta eliminar los constantes ataques de tos. Así que mira como la miel es genial para tratar las enfermedades respiratorias.

Mostrar menos…

Lo mejor de la miel es que podemos usarla de forma tópica o como alimento, siendo un grandioso antioxidante, regenerativo, antimicrobiano, antiviral, fortalece el sistema inmunológico.

Ahora descubre cómo preparar esta compresa de miel totalmente natural y super eficiente.

Compresa de miel para la tos y limpia tus pulmones

Con esta compresa de miel podrás terminar con los síntomas gripales en solo un día, la tos y la congestión nasal en una noche, para limpiar los pulmones con solo 48 horas de tratamiento.

Necesitas:

  • 300 gr de miel pura.
  • Harina o fécula, cantidad necesaria.
  • 2 cucharadas de aceite de oliva.
  • Gasas.
  • Servilleta o trozo de lienzo limpio.
  • Cinta adhesiva de primeros auxilios.

Preparación:

  • Mezcla la miel con el aceite de oliva hasta lograr una pasta homogénea, este tratamiento puede ser usado también por adultos, solo añade una pizca de mostaza en polvo para obtener mejores resultados.
  • Luego, añade la harina alrededor de la mezcla para que no se pegue en las manos.
  • Después, en la servilleta o el trozo de tela coloca en una superficie plana y con la ayuda de una espátula de madera esparce la mezcla de miel.
  • Cubre la compresa con gasas.
  • Coloca la compresa en el pecho o espalda, según donde lo necesites, ajusta con cinta adhesiva sólo recuerda que sea hipoalergénica. Se recomienda poner en el pecho cuando exista un catarro, congestión o tos. Pero en la espalda lo pones cuando quieras expectorar la flema y limpiar los pulmones.
  • Por último, te pones tu pijama y listo.

NOTA: Ten presente que esta envoltura no debe ponerse de forma directa en el corazón, siempre de un costado o por encima de él.

Tratamiento:

La compresa se debe realizar antes de ir a dormir. Y dejas que actuar solo 3 horas si de un pequeño se trata, en cambio para los adultos puede dejar actuar la compresa toda la noche.

Si sientes a mitad de la noche que tu cuerpo empieza a sudar mucho y un calor interno ligero, es normal no te asustes. Este es un efecto del proceso de desintoxicación del organismo y va a ayudar a desinflamarlo. Luego de la primera noche con la compresa, veras como sentirás un alivio casi de inmediato.

Al día siguiente en la mañana, quita la compresa y toma un baño caliente para retirar los desechos que se eliminaron por el sudor. Se debe repetir este tratamiento por varios días hasta sentir conseguir un alivio por completo de los síntomas.

Recomendaciones:

  • Esta envoltura de miel no debe ser aplicada sobre la piel irritada, lastimada, con erupciones o quemaduras.
  • En caso de haber personas con alergias a la miel no pueden realizar este tratamiento.
  • La compresa puede ser usada en niños mayores de 6 meses de edad.

FUENTE