Cualquier persona puede verse afectada por los tejidos grasos (Lipoma), tenga la edad que tenga. Por ese motivo, se recomienda tomar una serie de precauciones para evitar que se formen.

Ya que pueden provocar dolor, aunque no suelen implicar ninguna complicación grave, a no ser que se trate de lipomas muy concretos. Pero, normalmente suelen ser simples bolsas de grasa o quites que se presentan en brazos, espalda, cuello, cabeza y otras partes del cuerpo.

¿Quieres Saber Más? Sigue Leyendo… Recuerda Compartir Esto Con Tus Amigos.

Tambien te interesará:

loading...